‘La facultad de los sueños’, Valerie Solanas contra el American dream

Por Eduardo Nabal

Nacida en Estocolmo en el año 1972, la novelista y dramaturga Sara Stridberg ha conseguido con La facultad de los sueños, que lleva el subtítulo de Anexo a una teoría sexual, mucho más que una singular aproximación biográfica al periplo vital y mental de la controvertida Valerie Solanas, autora del célebre manifiesto S.C.U.M y famosa en todo el mundo por disparar a bocajarro contra el artista plástico Andy Warhol en 1968. 

La facultad de los sueños, su último libro, es una suerte de inmersión potente, poética, subyugante y narrativamente osada en una época y unos personajes que marcaron el devenir de EE.UU. y los cambios en los senderos del pensamiento feminista a lo largo de varias décadas. Mezclando la novela sensible con el diálogo incisivo y provocador, Stridberg ha conseguido una de las descripciones más hermosas de una vida marcada por la sordidez, los abusos, los interrogatorios y las entradas y salidas en los sanatorios psiquiátricos. 

La autora desorganiza su visión caleidoscópica de una Valerie Solanas que transita de la muerte a los momentos claves de su vida y la une y desune con aquellos seres y momentos históricos que fueron relevantes no sólo en su vida, sino en la de todo un sector marginal, desposeído, pero, a su manera, visionario, de una sociedad que se mueve entre la opulencia, la estupidez y la decrepitud. 

Nos encontramos ante una novela valiente, con un vocabulario riquísimo y una gran capacidad para entrar y salir de las mentes de sus criaturas y para transitar del guion teatral a la descripción lírica de paisajes y personajes, que adquieren el estatus de símbolos en el extraño y perturbador discurrir de una narración imparable, en la que la autora acaba lanzando más preguntas que dando respuestas, igual que su protagonista femenina, de carácter cambiante y lengua viperina. 

El amor por Dorothy, su madre, por una colega ejecutada en prisión, los experimentos de Solanas para demostrar que la presencia del sexo masculino es prescindible, y su desilusión con el falso oropel de la ‘Factory’ de Warhol y Morrisay están presentes, pero nunca donde y cuando esperamos, sino de aquella forma en el que el lector no pierde una conexión profunda e hipnótica con su audacia lingüística, su franqueza sexual y su absoluta falta de tabúes. 

La facultad de los sueños fue considerada como una de las mejores novelas nórdicas del año 2019 e, interese o no, la dimensión personal y política de su protagonista femenina es una mágica y original inmersión en varias generaciones y en fantasmas como la autodestrucción, el mesianismo, el desequilibrio y un épico resurgir. Un libro lleno de imágenes potentes, palabras malsonantes, poesía rabiosa y delicada forma de hurgar en las heridas de muchas generaciones de mujeres sometidas a la violencia o el olvido. 

Escrito por una intrépida e iconoclasta escritora sueca nos encontramos, en definitiva, con  una aproximación a la vez mágica e irreverente al lado oscuro del llamado ‘sueño americano’.  La, a la vez, reconocida y controvertida autora sueca causó no poca conmoción cuando quiso llevar a los escenarios su obra teatral Valerie Solanas presidenta de los Estados Unidos y su última novela, mezclando magia e impudor, es una visión desbordante en la que se deshace y se recompone del legado sociohistórico de un periodo cultural de importancia crucial. 

Últimas entradas del blog

‘Ángeles perdidos’, avance de un poemario en ciernes

Estos tres poemas pertenecen al poemario en estado de cocción del mismo nombre:’Ángeles perdidos’, del artista de la Maison Europea de Autores, en Bruselas, Rodrigo M. Malmsten, con una pródiga actividad en literatura erótica gay. El calor repta por el costillar del ciervo que te abraza floto en la oscuridad del lago floto… vago como… Leer más →

Annie Proulx: de ‘Brokeback Mountain’ a ‘El bosque infinito’

Los nortemaericanos no tienen sentido del paso del tiempo, para ellos sol existen tres años: el año pasado, este año y el año que viene. Supongo que yo me atengo a mis tradiciones. Me gustaría saber que sigue habiendo bosque cuando yo no esté. Aunque tuviésemos una canoa llena de dinero, no nos permitirán ser… Leer más →

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Crea un sitio web o blog en WordPress.com

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: