Revisitando ‘El hombre hembra’ de Joanna Russ

Por Eduardo Nabal

Aunque para mí la gran aportación de la novelista de ciencia ficción Joanna Russ al pensamiento feminista sigue siendo, sin duda, su ensayo Cómo acabar con la escritura de las mujeres, donde cuestiona el vigente canon sobre los mitos de la llamada ‘escritura femenina’, la reedición de su mítico libro El hombre hembra nos pone frente a un clásico de la literatura fantástica que en su momento causó bastante controversia y que, hoy en día, se ve como algo maltratada, desde un punto de vista narrativo, por el paso del tiempo. 

Publicada en 1970, cuando las lesbianas luchaban por ocupar su propio espacio en el movimiento de mujeres, El hombre hembra es un libro de formato original, donde se mezcla la acción, la reflexión filosófica, el teatro, la poesía y una honda reivindicación de la libertad sexual. 

La historia comienza con la existencia cotidiana de Janet Evans en una granja o comunidad femenina llamada Whileaway, en un tiempo en el que los hombres han desaparecido del planeta. No obstante, Joanna Russ, a través de saltos espaciotemporales y de la mirada de otros personajes como Jeanine o Laur, nos conduce a momentos, soñados o reales, en el que las mujeres y los hombres tenían definidos claramente sus roles, labores y espacios en la sociedad estadounidense. 

En este sentido, la autora satiriza y desmonta algunos clichés acerca de la feminidad al uso (‘el ama de casa’, ‘la supermujer’, ‘la madre eterna’) o la masculinidad dominante (‘el conquistador’, ‘el ejecutivo agresivo’, ‘el gay en el armario’), sin por ello interrumpir la acción de su relato, donde unas mujeres guardan secretos y otras toman decisiones drásticas, mezclando el humor, la prosa poética y la intrahistoria, una línea narrativa mágica que será retomada por autoras como Jeanette Winterson. 

Russ se distancia, tal vez demasiado, de las emociones íntimas de sus personajes, con su mirada mordaz sobre los estereotipos de género, los encuentros casuales y su capacidad para recrear distintas formas de sexualidad y parentesco, sin olvidar que la historia con mayúsculas fue escrita por eruditos varones. 

Aunque su novela carece de la furia sociopolítica de los libros de, por ejemplo, Octavia Butler (Parentesco), con su airado trasfondo racial, o de la habilidad de Úrsula K. Leguin (La mano izquierda de la oscuridad), en realidad Russ está continuamente jugando con sus personajes a través del uso del lenguaje, moviéndolos como fichas en el tablero del heteropatriarcado que, de pronto, parece diluirse en las brumas de una utopía llena de paradojas cotidianas. 

Si algunas de sus mujeres deciden volver a los roles tradicionales, otras quieren vivir la experiencia de la masculinidad -a pesar de detestar todo lo que ello supone culturalmente- y finalmente la autora, con una prosa culta, amena e incisiva, acaba su historia de encuentros y desengaños con la palabra, tal vez hoy cuestionada, ‘libertad’.

ÚLTIMAS ENTRADAS

23-O: Dos experiencias nómadas de la identidad

En el día de la Despatologización Trans, exponemos un par de experiencias y reflexiones sobre la posibilidad de un tránsito feliz como escudo contra las violencias sistémicas. Doris Alza, histórica activista de la Sierra de Cádiz, nos ofrece en su vídeo Yo tenía que ser niña el testimonio de un proceso de autodeterminación. Por su … Sigue leyendo 23-O: Dos experiencias nómadas de la identidad

‘Mariquita’ estrena en Cádiz su versión más ágil y desenfadada de la mano de Albanta

Por José García No es la primera vez que el desternillante texto Mariquita aparece ahoga en una cesta, del dramaturgo portuense Juan García Larrondo, es llevado a los escenarios, pero la versión que la compañía de teatro Albanta, dirigida por Pepe Bablé, ha estrenado este fin de semana en la Sala Central Lechera de Cádiz … Sigue leyendo ‘Mariquita’ estrena en Cádiz su versión más ágil y desenfadada de la mano de Albanta

Metalepsis y subjetividad: la astucia narrativa de ‘Maricón perdido’

Por José García La situación habitual en una narración ubica al narrador en un nivel distinto al de los personajes y los elementos del universo ficticio que está construyendo con su relato, por lo cual no existe la posibilidad de romper la subordinación o jerarquía entre estos y aquel. El mantenimiento de este orden de … Sigue leyendo Metalepsis y subjetividad: la astucia narrativa de ‘Maricón perdido’

Una dama extraviada: nociones de género y diferencia en la narrativa de Willa Cather

Por Eduardo Nabal Ya en su monumental ensayo Cuerpos que importan, la filósofa Judith Butler dedica, con ayuda de Sedgwick, un capítulo entero a la problemática del género y los nombres en las novelas de Willa Cather, que nunca se identificó del todo ni como feminista ni como lesbiana. Cather retrato con una prosa fluida … Sigue leyendo Una dama extraviada: nociones de género y diferencia en la narrativa de Willa Cather

Cargando…

Algo ha ido mal. Por favor, recarga la página y/o inténtalo de nuevo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s