‘Agua dulce’, la transición africana de Akwaeke Emezi

Fuente: Depositphotos

Por Eduardo Nabal

Puede que la primera y vigorosa novela de la escritora de origen nigeriano Akwaeke Emezi no sea una obra magistral, pero al menos es lúdica y perturbadora, mezclando la realidad y la fantasía, nuevas formas de entender la feminidad y el cruce de culturas. 

La historia de Ada, una chica singular de origen africano que emigra a EEUU no es, de entrada, nada nuevo en literatura o en historia, pero la joven y, en ocasiones, juguetona autora incluye unos espíritus venidos de su lugar de origen que se han fundido con ella, con sus amores, primeras experiencias y rupturas sentimentales; no obstante los propósitos de estos seres fantasmales no son siempre bienintencionados. 

Agua dulce es una novela de una iniciación y una forma original de tratar temas como el desarraigo familiar, la colonización cultural, la lucha por la supervivencia y, finalmente, la transición de un género a otro. Usando siempre la “e” para referirse a sus personajes, Emezi incluye no pocas dosis de aliento lírico, prosa poética, momentos descarnados, melancolía, pero también saludable ironía en su narración- siempre cerca de la protagonista- del viaje interior y exterior de Ada, de la determinación del deseo, el fantasma de la autodestrucción, la inestabilidad emocional pero también una fuerza y un saludable optimismo al final, cuando Ada abandona su “cuerpo de mujer” expulsando a esos espíritus que han vigilado, como de otra manera sus amigos y la mirada médica, su vida y su trayectoria como “elegida” por los espectros identitarios de su lugar de origen.  

Con una prosa agridulce, pero ágil y mordaz, con ramalazos de poesía y pesimismo hacía las formas de relacionarse entre los seres humanos, Agua dulce tiene algo de la narrativa africana feminista y algo de corrientes como Winterson, Octavia Butler o las transexuales fronterizas. En la, en ocasiones, innovadora y sensual prosa de Emezi, se funden los elementos de la naturaleza, una sexualidad insegura y unas relaciones alternativamente tiernas o tensas con los seres que rodean a la protagonista. 

Un libro atrevido, discutible, pero lleno de interrogantes, ironía, paradojas que invitan a la reflexión sin perder nunca el hilo de una narración donde se reúne una “adolescencia singular” con elementos de la novela fantástica o mitológica.

ÚLTIMAS PUBLICACIONES

‘Ángeles perdidos’, avance de un poemario en ciernes

Estos tres poemas pertenecen al poemario en estado de cocción del mismo nombre:’Ángeles perdidos’, del artista de la Maison Europea de Autores, en Bruselas, Rodrigo M. Malmsten, con una pródiga actividad en literatura erótica gay. El calor repta por el costillar del ciervo que te abraza floto en la oscuridad del lago floto… vago como… Leer más →

El crimen fue en Ostia, hace 47 años

Por Juan Argelina Se cumplen 47 años del brutal asesinato, todavía irresuelto para la Historia de Pier Paolo Pasolini, prolífico escritor, director de cine, poeta y pensador italiano. Su cuerpo, prácticamente destrozado tras haber sido brutalmente golpeado y atropellado varias veces, apareció en Ostia el 2 de noviembre de 1975. Tras una más que cuestionable… Leer más →

Cargando…

Algo ha ido mal. Por favor, recarga la página y/o inténtalo de nuevo.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Crea un sitio web o blog en WordPress.com

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: